Uno de los canales con mayor poder persuasivo es la televisión. Las marcas son conscientes de esto y, por ello, a lo largo de la historia automovilista podemos encontrar numerosos ejemplos de anuncios de coches.

Kia y el énfasis
de las pesetas

En pleno verano del 97, la marca surcoreana Kia Motors sacó al mercado el Kia Rio. Un modelo muy diferente al que conocemos ahora por el mismo nombre. Comenzó siendo un vehículo familiar que competía contra el Opel Corsa, Sonic, Ford Fiesta, Honda Jazz, Honda City, Hyundai Accent, Renault Clio, Toyota Yaris, Volkswagen Vento y Nissan Versa.

A lo largo de su historia ha sufrido varios rediseños hasta llegar a su aspecto actual. Así ha pasado de un aspecto familiar a ser un hatchback, entre otros.

La versión que promociona el anuncio (2001) corresponde a una de los primeros reajustes del coche. En este momento, Kia comienza a vender nuevas variantes con una carrocería de cuatro puertas y un motor 1,3 litros de gasolina, con 75 CV. Tenía como rivales directos al Citroën Xsara, el Ford Focus o el Renault Mégane, aunque  era en España el vehículo con el precio más bajo de su segmento. Tal y como menciona el anuncio se vendía desde 1.349.000 pesetas (8.107€), mientras que las cifras en su segmento rondaban estaban entre 1.580.000 pesetas (9.495€) y 1.790.000 pesetas (10.758€). Hay quien dice que tenía un precio tan bajo porque su calidad interior y mecánica estaba por debajo de los modelos de otras marcas.

Sin ninguna duda, el económico precio fue uno de los elementos que utilizaron como gancho para captar la atención del público. Además, una de las novedades que menciona el spot publicitario es la incorporación del aire acondicionado en su equipamiento, que a partir de ese momento se incorporara a todos los vehículos.

La sorprendente transformación del mítico Ambassador al estiloso Peugeot 206

En 1998, Peugeot decidió que era el momento de presentar al que sería el sucesor del Peugeot 205: el Peugeot 206. Murat Günak diseño un nuevo modelo equipado con motor delantero transversal y tracción delantera que llegaría a producirse hasta en 9 países del mundo (Francia, Gran Bretaña, Argentina, Brasil, Chile, China, Malasia e Irán).

En el vídeo -publicado en 2003- vemos cómo un joven hindú decide convertir su Ambassador en un Peugeot 206 a golpe limpio. Primero lo empotra varias veces contra una pared, a continuación sienta a un pesado elefante en el capó del coche, para concluir dándole el toque final a martillazos. El resultado es un juvenil y moderno Peugeot 206 con el que el protagonista de la hazaña acapara todas las miradas convirtiéndose en el centro de atención de la fiesta.

La elección de India y del Hindustan Ambassador como protagonistas del comercial no es casual. El vehículo pertenecía a Hindustan Motors y consiguió ser el icono del país durante 56 años. El hecho de que el comercial girara en torno a la transformación del mítico coche en un Peugeot  deja entrever el gran interés que PSA tenía por el gigante hindú y el principio de la estrategia de crecimiento del grupo. Y es que, tan solo 15 años más tarde PSA se haría con el control de la marca Hindustan Motors y su querido Ambassador.

En cuanto al vídeo como pieza audiovisual, cabe destacar que consiguió más de diez premios internacionales como en el Cannes Lions International Festival of Creativity en 2003 o en The European Advertising Festival en 2002. Además, obtuvo varias condecoraciones como El coche más bonito del año 1998 o El coche más vendido en Europa 2001-2003, entre otros.

A pesar de que se enfrentaba a modelos como el Citroën C3, el Fiat Punto, el Ford Fiesta, el Renault Clio, el Opel Corsa, el SEAT Ibiza, el Škoda Fabia o el Volkswagen Polo, el Peugeot 206 tuvo muy buena aceptación por el público. Hasta el año 2005 se vendieron 5 millones de unidades, lo que supuso un récord pues ningún otro modelo de Peugeot se ha vendido tanto en tan corto espacio de tiempo.

Clase, elegancia, seguridad, lujo y calidad del Volvo S70

A finales de 1996 se comenzó a introducir en Europa un nuevo modelo de Volvo, el S70. Se desarrolló teniendo en cuenta la base del exitoso modelo 850 (que se comercializaba desde 1991), pero renovando gran parte de la línea exterior, por completo buena parte del interior y apostando por mejoras en el ámbito de la seguridad.

Fue en este modelo cuando Volvo introdujo como parte del equipamiento estándar el WHIPS (Whiplash Protection System): una protección contra traumatismos en el cuello. A partir de entonces, este sistema formaría parte del equipamiento de todos sus vehículos.

Como hilo conductor, durante el anuncio Volvo utiliza las opiniones de diferentes medios de comunicación. Además, a través de ellas consiguen transmitir las cualidades del vehículo sin decirlas ellos explícitamente y así ganar la confianza y la credibilidad de los espectadores.

“El nuevo Volvo S70 según la prensa: Motor 16: Renovación total, Autopista: Todavía más brillante, ABC: La inversión más inteligente, Tiempo: La seguridad combinada con el lujo y la calidad. Con comentarios así, sólo nos queda hablar del tiempo. De 0 a 100 en 6,7 segundos. Venga a ver el nuevo Volvo S70.”

Este modelo se produjo solo durante 4 años (1996-2000), aunque pasó directamente a formar parte de los clásicos de la marca.

Hazte de la Comunidad HVT

No te pierdas ninguna noticia, estate a la última con la Comunidad HVT. No solo estarás informado de todas nuestras actualizaciones, novedades y noticias. También tendrás acceso a contenidos exclusivos que no podrás conseguir de otra forma y descuentos personalizados que nadie más podrá tener acceso.